Piano piano.

Voy uniendo palabras
que danzan caprichosas en mi testuz,
mientras el lienzo espera,
y la pluma acecha.

Las letras me miran
y anhelan que las meza
y pugnan por quedarse
por siempre a mi ribera.

Los versos que retoñan
tan solo serían letras,
si saliendo piano piano de mi boca,
el corazón…
no te tocan.

Anmarí D’aro.
Derechos reservados.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: